Artículos publicados en

agosto 2014

De consumidor compulsivo a ahorrador compulsivo en 5 cómodos pasos

Ninguno de los pasos anteriores sirve, si no materializamos los ahorros obtenidos. Cuando digo materializar, digo materializar. Es decir, que te tomes la molestia e implantes los mecanismos para que, si has conseguido un ahorro en algo, casi inmediatamente hagas una transferencia a tus ahorros por el importe de la cantidad ahorrada, ingresada o ganada.